“el objetivo del Puerto es conseguir una compañía que haga escalas de forma estable en Tarragona, una Ryanair de los cruceros”